PSICOLOGIA POSITIVA

La psicología positiva estudia las bases del bienestar psicológico y de la felicidad así como de las fortalezas y virtudes humanas. 

Este nuevo saber acerca de la salud vino a equilibrar o contrapesar el hecho de que históricamente la ciencia psicológica había dedicado más esfuerzo a estudiar los aspectos negativos y patológicos del ser humano (ansiedad, estrés, depresión, etc),  que los fenómenos positivos o funcionales como, por ejemplo, la creatividad, la inteligencia emocional, el humor, la sabiduría, la felicidad, la resiliencia, etc. 

Este conocimiento acerca de los aspectos saludables y funcionales del Ser Humano, es de gran importancia, ya que entre otras cosas contribuye a nuestra información y educación respecto de muchas técnicas de autoasistencia y autoayuda muy útiles para la recuperación y el mantenimiento del bienestar y la salud. 

El placer genuino que proporciona la sensación de conservar el control de la situación frente al stress y  los malestares, contribuye a su popularidad: estos nuevos conocimientos nos permiten poner en marcha acciones concretas a nuestro alcance para movilizar recursos que nos traen alivio.

Estamos en la era del consumo, y también frente a los malestares, prevalece  en la sociedad actual la preferencia por buscar respuestas ágiles  a los problemas y acceder a soluciones rápidas.

Sin embargo, muchas veces la movilización de los recursos de salud, como así también la voluntad individual, pueden no ser suficientes, aunque suene "antipático".  En estos casos al mismo tiempo que se fortalecen y preservan los aspectos sanos, habrá que intervenir clínica y activamente sobre los aspectos disfuncionales que son parte del malestar .

Glosario de Términos Positivos

Creatividad: Es la capacidad de encontrar soluciones originales, la voluntad de modificar o transformar el mundo. Es la generación de algo que es a la vez nuevo (original) y apropiado (adaptado, útil). Alude a un proceso, a una característica de la personalidad, y al producto resultante del proceso creativo.

Inteligencia Emocional: Es la capacidad para reconocer sentimientos propios y ajenos, y la habilidad para manejarlos. El término fue popularizado por Daniel Goleman, con su célebre libro: Emotional Intelligence, publicado en 1995. Goleman estima que la inteligencia emocional se puede organizar en cinco capacidades: conocer las emociones y sentimientos propios, manejarlos, reconocerlos, crear la propia motivación, y gestionar las relaciones.

Humor: El humor provee herramientas para la toma de decisiones y el manejo de aquellas situaciones que nos producen ansiedad. Asumir un estilo de vida basado en el humor, permite que la persona combata efectivamente situaciones estresantes, se comunique eficazmente y mejore a su vez las relaciones interpersonales ya sean sociales, familiares o de trabajo.

Sabiduría: La sabiduría es con frecuencia considerada como un rasgo que puede ser desarrollado por la experiencia, pero no enseñado. Cuando se aplica a asuntos prácticos, la palabra sabiduría es sinónimo de prudencia. Algunos consideran la sabiduría como una cualidad que incluso un niño, de otra forma inmaduro, puede poseer con independencia de la experiencia o el conocimiento completo. La Sabiduría según una definición muy explícita de la misma es: "La forma correcta de aplicar el conocimiento" y va mucho más allá que el mismo intelecto, mostrando así lo elemental de la Vida. La cultura contemporánea limita la importancia de la sabiduría y de la intuición.

Armonía: Es el equilibrio de las proporciones entre las distintas partes de un todo, y su resultado siempre connota belleza.

Felicidad: Definir el concepto de felicidad es tarea ardua. Seguramente sea una de las definiciones más controvertidas y complicadas. El ser humano ha tendido siempre a perseguir la felicidad como una meta o un fin, como un estado de bienestar ideal y permanente al que llegar, sin embargo, parece ser que la felicidad se compone de pequeños momentos, de detalles vividos en el día a día, y quizá su principal característica sea esa capacidad de aparecer y desaparecer de forma constante a lo largo de nuestras vidas. Otra de las controversias en torno a este tema es dónde buscar la felicidad, si en acontecimientos externos y materiales o en nuestro interior, en nuestras propias disposiciones internas. Aún hoy es difícil responder a esta cuestión.Por esta razón, y desde un punto de vista psicológico, el estudio del bienestar subjetivo parece preferible al abordaje de la felicidad. La felicidad, concepto con profundos significados , incluye alegría, pero también otras muchas emociones, algunas de las cuales no son necesariamente positivas (compromiso, lucha, reto, incluso dolor). Es la motivación, la actividad dirigida a algo, el deseo de ello, su búsqueda, y no el logro o la satisfacción de los deseos, lo que produce en las personas sentimientos positivos más profundos.  No hay deber que descuidemos tanto como el deber de ser felices.


Resiliencia: La resiliencia es la capacidad de una persona o grupo para seguir proyectándose en el futuro a pesar de acontecimientos desestabilizadores, de condiciones de vida difíciles y de traumas a veces graves.

Optimismo: Es una característica disposicional de personalidad que media entre los acontecimientos externos y la interpretación personal de los mismos. Es la tendencia a esperar que el fuuturo depare resultados favorables. El optimismo es el valor que nos ayuda a enfrentar las dificultades con buen ánimo y perseverancia , descubriendo lo positivo que tienen las personas y las circunstancias, confiando en nuestras capacidades y posibilidades junto con la ayuda que podemos recibir. La principal diferencia que existe entre una actitud optimista y una pesimista, radica en el enfoque con que se aprecian las cosas: empeñarnos en descubrir inconvenientes y dificultades nos provoca apatía y desánimo. El optimismo supone hacer ese mismo esfuerzo para encontrar soluciones, ventajas y posibilidades. En general, parece que las personas más optimistas tienden a tener mejor humor, a ser más perseverantes y existosos e, incluso, a tener mejor estado de salud física. De hecho, uno de los resultados más consistentes en la literatura científica es que aquellas personas que poseen altos niveles de optimismo y esperanza (ambos tienen que ver con la expectativa de resultados positivos en el futuro y con la creencia en la propia capacidad de alcanzar metas) tienden a salir fortalecidos y a encontrar beneficio en situaciones traumáticas y estresantes.

Fortalezas Personales: Es otra manera de llamar a las virtudes humanas que contribuyen positivamente en nuestra vida, tales como  (mientras las enumero te invito a ejercitar tu autoobservación, para conectarte con las que tenés, y anotar en un papel las que te parece que necesitás desarrollar) : 


Curiosidad, interes por el mundo, amor por el conocimiento, gusto por el aprendizaje, buen juicio, pensamiento crítico, mentalidad abierta, ingenio, originalidad, inteligencia práctica, perspectiva (ser capaz de dar consejos sabios y adecuados a los demás, encontrando caminos no sólo para comprender el mundo sino para ayudar a comprenderlo a los demás), valentía, perseverancia, diligencia, Integridad, honestidad, autenticidad, vitalidad y pasión por las cosas, amor,apego, capacidad de amar y ser amado, simpatía, amabilidad, generosidad, inteligencia emocional, personal y social, ciudadanía, civismo, lealtad, trabajo en equipo, sentido de la justicia, equidad, liderazgo, capacidad de perdonar, misericordia, modestia, humildad, prudencia, discreción, cautela, auto-control, auto-regulación, apreciación de la belleza y la excelencia, capacidad de asombro, ser consciente y agradecer las cosas buenas que a uno le pasan, saber dar las gracias, tener esperanza, optimismo, proyección hacia el futuro, sentido del humor, espiritualidad, fe, sentido religioso (pensar que existe un propósito o un significado universal en las cosas que ocurren en el mundo y en la propia existencia, creer que existe algo superior que da forma o determina nuestra conducta y nos protege).


El impulso definitivo para la creación de la psicología positiva fue dado por el Prof. Martin Seligman de la Universidad de Pennsylvania y antiguo Director de la Asociación Americana de Psicología. En su sitio-web, si te registrás previamente, podés acceder en castellano (no te
 olvides de seleccionar el idioma arriba, a la derecha) a un
test que evalúa tus FORTALEZAS PERSONALES.


Adelante !


Consultas por desarrollo personal e instalación de recursos positivos:  


psicoarte.hoy@gmail.com